miércoles, 30 de enero de 2008

Frank Miller en DC, ¿más allá de Batman?

A punto ya de culminar la serie de post dedicados a la “comicgrafía” de Frank Miller, es conveniente hacer un breve repaso a la trayectoria del autor americano para la editorial de Superman más allá de sus archiconocidos trabajos con Batman.

Cuando pensamos en Miller y Marvel, pensamos lógicamente en Daredevil (si acaso también en Elektra) y cuando pensamos en Miller en DC pensamos en Batman (si acaso también en Ronin), sin embargo tanto para una como para otra editorial Miller ha realizado diversos trabajos en su periodo digamos “formativo”, la diferencia sin embargo estriba en que pese a trabajar antes para DC que para Marvel.

Miller completo gran parte de esa primera etapa de su carrera en la Casa de las Ideas, de ahí que mientras que en Marvel existen muchos trabajos dibujados (menos escritos) por el autor más allá de DD y en serie tan dispares como puedan ser Spiderman, o John Carter, en DC más allá de Batman (salvo la ya mencionada excepción de Ronin) es muy difícil encontrar trabajos relevantes suyos, difícil, pero no imposible.

Empezando por el principio, tras un primer trabajo como profesional para la editorial Gold Key en la revista genérica The Twiillint Zone (con dos historias cortas en los números 84 y 85 tituladas “Roya Feast” y “Endless Cloud”, trabajos en los que Miller ni siquiera fue acreditado y de los que no esta especialmente orgullosos), Miller paso a trabajar en DC en la también genérica Weird War Tales, una antología de relatos, de ciencia-ficción, suspense etc, en la que Miller colaboraría en los números 64 y 68, en historias como “Deliver Me From D-Day”, "The Day after Doomsday” (donde trabajaría por primera vez bajo guiones de Roger McKenzie, autor de los primeros guiones de su exitosa etapa en Daredevil), o “The Greatest Story Never Told”, también por esas fechas colaboraría en el número 219 de otra antología llamada en esta caso The Unknow Soldier donde realizaría una historia de 5 páginas de nombre “The Edge of History”, se trata de trabajos muy primerizos que sin embargo le sirven como carta de presentación de cara a conseguir su gran objetivo, trabajar para Marvel, lo que consigue ya en este primer año como profesional 1978.

Durante su estancia en la Casa de la Ideas aún tendría tiempo para colaborar en Super Star Holyday Special, comic publicado en 1980 en el que además de la portada Miller dibujaría por primera vez una historia de Batman con guiones de Denny O´Neil, (en la que sería su primera colaboración), en una historia navideña con Santa Claus de por medio, tras esto ya habiendo abandonado Marvel en 1982 por entre otros motivos discrepancias con el editor jefe Jim Shooter, Miller convertido ya en una estrella, “ficha” por DC donde realizaría obras del calado de Ronin, DK, o Batman Año Uno, que contribuyen a incrementar ese estatus de estrella, sin embargo no serían estos sus únicos trabajos en la editorial durante esos años.

Entre 1983 (año de la publicación de Ronin) y 1987 (año de la publicación de Batman Año Uno), Miller realizaría diversos trabajos para la editorial sobre todo en lo que a portadas se refiere, así Miller dibujaría las portadas de la miniserie Superman: The Secrets Years, la magnifica portada (que ilustras este post) del World´s Finnest 285, la portada del Wonder Woman 289, la portada del annual 1 de Batman y los Outsiders, o la portada del número 51 de Adventures of Superboy, también de esta época data su colaboración en Superman 400, donde además de la contraportada se ocuparía de cuatro páginas interiores, sería a finales de 1986 cuando en las páginas de Mazing Man Miller llevaría a cabo una parodia de su DK, actuación que repetiría años más tarde en las páginas de la humorística World Funnest, donde parodiaría la lucha entre Batman y Superman con la lucha en este caso entre Mr. Mxyzptlk y Batmito.

Ya en los años 90, su colaboraciones tanto para Marvel como para DC se verían bastante reducidas, sobre todo en el caso de DC, y es que Miller enfrascado en sus Sin City su 300 y en diversos trabajos con autores como Walter Simonson, Geoff Darrow, Simon Bisley o Dave Gibbons, a penas si realizaría para DC el esperado y decepcionante (en cuanto a calidad, que no en cuanto a diversión) Spawn/Batman, así como diversas portadas, pin ups o historias cortas, así entre los pin ups encontraríamos su trabajo para The Batman Gallery (1992) o The Superman Gallery (1993), también realizaría una portada para la antología Batman Black and White o la de Green Lantern Superman: Legend of the Green Flame, y colaboraría en el Fanboy de Sergio Aragones.

Desde el 2000 en adelante su colaboración con DC se ha intensificado y así además de la polémica DK2 (comic tan polémico como exitoso, de hecho se llego a rumorear que habida cuenta del éxito de este comic, DC iba a sacar toda una línea de comics ambientada en el universo DK, evento que finalmente no se produjo, pese a lo interesante que hubiese sido verlo), Miller ha colaborado con Jim Lee en la no menos polémica (a la par que interminable) All Star Batman y Robín, mientras que prepara Batman: Holly terror, un comic de anunciada vocación propagandística (al estilo de los que se hacían durante la II Guerra Mundial) en la que Batman se enfrentara a Al-Queda, a parte de esto mencionar si acaso su colaboración en el Orion de Simonson, donde se encargaría de ilustrar una historia corta, acerca de la madre de Orion, o su participación en los diversos comics especiales que como ayuda a los familiares de las victimas del 11-S tanto Marvel como DC pusieron en circulación.

Visto en perspectiva el trabajo de Miller para DC resulta inferior en cuanto a cantidad (que no en calidad) con respecto a su trabajo en Marvel, pero aún así resulta interesante realizar un breve repaso del mismo; por otro lado Miller parece hoy en día muy ocupado con el cine (es el director de The Spirit y ya prepara Sin City 2) y en el mundo del comic, más allá de All star Batman y Robin y Batman: Holly Terror, no tiene demasiados planes (o al menos no los ha anunciado), cabría sin embargo señalar que Miller siempre ha dicho que algún día quiere ver en la estantería donde guarda sus trabajos, un comic con una gran S en el lomo, así que quien sabe tal vez veamos algún día un comic de Superman realizado por Miller (si es que DK 2 no lo es ya), mientras tanto y no, ahí esta su extensa “comicgrafía” para disfrutar del talento de uno de los mejores artistas que el mundo del comic ha dado.

2 comentarios :

Nacho MG dijo...

Pues soy un ignorante de las narices. No tenía ni repajolera idea de la mayor parte de las obras que mencionas. De hecho conocía la portada que muestras pero ni me había planteado que fuera de Miller.

Lo de Superman visto por Miller no se yo... Nunca se ha tomado muy en serio al personaje y me temo que la obra que saliera de ahí acabaría por ser una parodia del Hombre de Acero (de hecho A-SB&R en muchos momentos parece una parodia de si misma más que una verdadera serie de Batman).

FOXXXXXXXXXXXXX

fer1980 dijo...

La portada mola mucho, la verdad es que me encanta, sobre lo del supes de Miller, yo también creo que hoy lo haría bastante parodico y tal, pero aun así querría verlo.