jueves, 3 de mayo de 2007

Daredevil: Historia de un hombre sin miedo. Parte XXXV: El Daredevil de Bendis y Maleev III.

Tercer post dedicado al DD de Bendis/Maleev, en este caso le toca el turno a las cuatro sagas que llevaron a DD a convertirse“rey de la Cocina del Infierno”, así como a tener que hacer frente a las consecuencias de ello.

Los números que se va analizar en este post comprenden los MK: Daredevil volumen II, 41 a 50 (Marzo-Octubre 2003) y 56 a 65, (Marzo-Noviembre 2004), de nuevo los autores, serán Brian Michael Bendis a los guiones, Alex Maleev al dibujo y Matt Hollingsworth al color, aunque en este caso se deben hacer unos pequeños matices, el número 50 contaría a modo de homenaje con el dibujo en algunas viñetas concretas de autores como Gene Colan, John Romita Sr, Joe Quesada, Klaus Janson o David Mack, todos importantes en la carrera del cuernecitos por un motivo u otro, por otro lado el número 65 al coincidir con el 40 aniversario del personaje, contó con más páginas de lo habitual y solo tuvo el dibujo de Maleev en la páginas finales, siendo el resto del comic realizado por una pléyade de artistas invitados del talento de Michael Goleden (Doctor Extraño), Phil Hester (Green Arrow), Chris Bachalo (Patrulla X) o Greg Horn (Elektra), además la portada sería la única de toda la etapa que no contó con la excelente labor de Maleev, siendo realizado por Greg Land (Ultimate Fantastic Four), en un trabajo interesante pero inferior al habitual de Maleev sin duda uno de los mejores portadistas de panaroma USA, por otra parte y por último señalar que los números 51 al 55 corresponden a la saga de David Mack, “Eco”, concebida para dar al dúo Bendis/Maleev un descanso y que ya fue analizada en su momento.

Entrando ya en materia y como es habitual en el caso de Bendis, esta etapa se estructuro en cuatro grandes ciclos arguméntales muy ligados entre si el primero de los cuales titulado “Bajos fondos” se publico a lo largo de los números 41 al 45 (Marzo-Mayo 2003), la saga vuelve a tener claros ecos de la etapa de Chichester en la colección y explora la situación de los bajos fondos neoyorquinos tras la caída de Kinping, el Búho con la ayuda de antiguos abogados de Fisk se ha hecho con el control de la situación y se dedica a comercializar una droga de diseño llamada HCM (Hormona de Crecimiento Mutante), que permite a quien la toma obtener poderes temporalmente, la trama central aunque interesante de se desarrolla de manera previsible, y el Búho pese a los consejos de sus abogados cae victima de su propia sed de sangre y es derrotado por DD y detenido por la policía (es destacable en todo caso la diferencia casi radical existente entre el Búho que nos presenta Bendis y en el que Millar nos muestra en MK: Spiderman, con personalidades y formas de actuar radicalmente opuestas), lo más interesante de la saga es sin duda los aspectos secundarios de la misma, referidos sobre todo al desarrollo de la lucha por de Matt por recuperar su vida bruscamente interrumpidos por el brutal asesinato de Mr. Rosenthal propietario del Globe, periódico que desvelara la identidad de DD, y que complica todavía más un asunto ya de por si complejo, o a la aparición de un más que interesante personaje femenino nuevo, Milla Donovan, invidente a la que Matt salva la vida en su identidad de DD, y con la que inicia una relación llamada a adquirir gran protagonismo, Milla resulta en manos de Bendis un gran personaje que enseguida sabe ganarse el cariño del lector y que incluso se antoja como la pareja ideal para Matt tras la muerte de Karen, destacable es también en esta saga el “combate” dialéctico entre Matt y Luke Cage, muy bien llevado por Bendis y con unos diálogos brillantes en los que Matt se ve reflejado en el espejo, para poder salvar su modo de vida esta mintiendo y limitando demasiado sus labor como Daredevil, perjudicando con ello a la gente que ha jurado defender, la conversación tendrá su peso en Matt cuando en la próxima saga decida dar un paso adelante casi definitivo.

El siguiente arco argumental titulado “Implacable” comprende los números 46 al 50 (Junio-Octubre de 2003), y es para el que esto escribe uno de los puntos culminantes de la etapa Bendis/Maleev, Kinping esta de vuelta dispuesto a reclamar lo que es suyo y en su empeño no duda en hacer de todo para mantener ocupado a su rival, desde matar a Rosenthal, hasta liberar a María Tifoidea o contratar a Bullseye, Fisk lanza todo lo que tiene y más contra un DD que no solo sale victorioso de la ordalía si no que ataca y derrota directamente al propio Fisk, desenmascarándose ante sus esbirros y autoproclamandose rey de la Cocina del Infierno, desde ese momento no consentirá un solo crimen en el barrio al que ha dedicado media vida, desde ese momento todo habitante de la Cocina queda bajo su protección directa y quien haga algo responderá ante el, no habrá más Kinpings, no lo consentirá, será implacable, se acabaron los juegos y las medias tintas. Un paso adelante en toda regla de imprevisibles consecuencias, para llegar a todo esto la saga cuenta con momentos realmente fascinantes como el brutal combate entre DD y Bullseye, donde DD derrota y humilla totalmente al asesino de las dos mujeres que más a amado en su vida, la lucha con una recuperada María Tifoidea (aunque no es excesivamente bien tratada por Bendis) o el combate definitivo entre Fisk y DD, dibujado por toda una serie de artistas en su mayoría historia viva del cuernecitos, todo esto además acompañado por un regreso estremecedor de Fisk regreso que ya se apuntaba en el anterior arco donde Fisk acaba con Silke (al que no se había vuelto a ver desde los primeros números) con sus propias manos, o con Mr Rosenthal, a lo largo de “Implacable”, el antiguo del rey del crimen, recuperado de sus heridas y de nuevo en posesión de la vista tras una extraña operación de reconstrucción, tomara represalias contra todo aquel que le traiciono, incluyendo a su antigua mano derecha que en su momento ayudo a su esposa (desaparecida) a matar a su hijo y a deshacer su imperio, los cuidadosos planes de Fisk sin embargo se vienen abajo ante un DD inconmensurable y más terrorífico que nunca, a lo largo de la saga se explica por que Fisk nunca volvió a usar como arma la identidad de DD. “sabía que lo superarías, por eso nunca lo hice yo, sabía que la amenaza era más fuerte que el hecho, sabía que le darías la vuelta que lo negarías por pura fuerza de voluntad”, y también se explica por que los villanos no han asediado su casa y su vida “te temen, te temen de verdad, tu no eres como Spiderman”, una saga redonda que es de lo mejorcito de una ya de por si brillante etapa.

Las repercusiones de todo esto se dejaran traslucir en el siguiente arco argumental, titulado más que adecuadamente “El rey de la Cocina del Infierno” y desarrollado entre los números 56 a 60 (Marzo-Julio de 2004), la acción se sitúa un año después del anterior ciclo argumental, y se inicia con una conversación entre Milla y Ben Urich en una cafetería, conversación a lo largo de la cual nos enteramos de algunos detalles de lo acontecido en ese año, tras su declaración de intenciones DD inicio una rápida, espectacular y brutal campaña por los bajos fondos de la Cocina, dejando esta casi limpia de cualquier tipo de actividad criminal, tras esto y habiendo ganado el juicio contra el Globe, DD desaparece casi de escena y Matt invierte los cientos de millones obtenidos como indemnización en el barrio convirtiéndolo en un lugar completamente distinto, había salvado su barrio, estaba completo, sin embargo las cosas empiezan pronto a torcerse, primero varios superhéroes de civiles y en Central Park le recriminan su actitud, su labor en la Cocina solo ha llevado el crimen a otras zonas de la ciudad, además Matt ha cruzado una línea muy peligrosa que deja a toda la comunidad heroica en una situación muy comprometida, y lo ha hecho sin contar con nadie, a partir de ahora tendrá que rectificar o estar solo, Matt rechaza las acusaciones y se marcha airado, solo para descubrir que los sus compañeros pueden tener razón, la Yakuza aprovechando lo que ellos creen una situación de vacío de poder en la Cocina y atacan el barrio para hacerse con su control, así y aunque en primer envite son derrotados por DD, la situación esta lejos de acabar, tras el combate DD acaba muy malherido, y desaparece, y es cuando Milla pide ayuda a Ben para encontrarlo a la par que le confiesa haberse casado con Matt casi en secreto, un Ben al que Matt había apartado de su vida para según el protegerlo y evitar que tuviese que mentir por el inicia su búsqueda y tras un inocente cometario de Foggy llega a la conclusión de que Matt lleva comportándose de manera tan extraña en los últimos tiempos (autoproclamandose rey, casándose en secreto, aislándose la comunidad superheroica etc) por que es victima de una crisis nerviosa no superada tras la muerte de Karen, cuando tras encontrarlo en manos de la “enfermera de noche” (un interesante concepto de Bendis, según el cual una enfermera simpatizante de los héroes lleva años ayudándoles a recuperarse de sus heridas en las más estricta intimidad)le espeta esto a Matt y este se muestra incapaz de negarlo; es destacable aquí el interesante giro que Bendis introduce al asunto, y es que la muerte de Karen parecía en su momento haber pasado casi desapercibida, siendo sus repercusiones más bien escasas, lo cual era un tremendo error ante la innegable importancia de Karen en la vida de Matt, equiparable o incluso superior a la de Elektra, con esto Bendis cierra un circulo y hace a DD asumir una muerte que por fin tiene las repercusiones que se merece un personaje de la importancia de Karen, siendo consciente de que todo esto es más que probable Matt reflexiona asume que lo dicho por Ben y pide ayuda a Luke para salir del pozo, el cual se muestra más que dispuesto a prestársela, primero ayudándole a derrotar definitivamente a la Yakuza (junto a Spiderman y a Puño de Hierro) y luego prometiéndole apoyo para salir del atolladero donde esta, la saga culmina con Matt incapaz de negar ante Milla la posibilidad de una crisis nerviosa por lo de Karen, lo que acaba con Milla huyendo de su lado convencida de que su matrimonio ha sido una farsa orquestada por un hombre inestable mentalmente tras la muerte ante sus narices del amor de su vida.

El último ciclo argumental incluido en este análisis se titula de forma harto significativa “Viuda” (números 61-64, Agosto-Octubre 2004), y supone una especie de pausa con respecto a la trama central de la etapa, a ese nivel destacara sobre todo la petición de nulidad matrimonial de Milla, que Matt pese a amarla de todo corazón (o por ello precisamente) le concede, la trama central de la saga gira entorno al regreso de una Viuda Negra más sexy que nunca en manos de Maleev, en una interesante aunque intrascendente historia de espionaje, con el retorno del primer marido de Tasha de por medio, y la aparición de Madame Hydra o de Puzzle tradicional enemigo del Punisher.

El número 65 (Noviembre de 2004) único número no perteneciente a una saga de la etapa, supone un especial de más páginas con motivo del 40 aniversario del personaje y es ante todo una muestra de la reacción de los principales héroes del Universo Marvel, ante lo acontecido en la vida de Matt, por sus páginas pasan, Spìderman, Nick Furia, el Capitán América o el Punisher, y supone sobre todo un número de transición y homenaje que se cierra en la últimas páginas ya con Maleev con un avance de lo que será la siguiente saga “La edad de oro”, pero eso queda para el próximo post.