miércoles, 4 de febrero de 2009

La maldición del coleccionista, o la imposibilidad de evolución en los Universos Marvel y DC

Hace uno días en el siempre interesante blog UTCON se genero un debate en torno a Spiderman, sus ventas tras OMD y el coleccionismo, el tema me parece lo suficientemente interesante para dedicarle un post.

Creo que casi todos podríamos coincidir en que los Universos Marvel o DC son bastante endogámicos en sí mismo, la continuidad, la falta de libertad creativa y el peso de décadas de historia hacen que estos universos de ficción lleven por lo general muchos años atascados en su propio mundillo casi incapaces de salir de él salvo en proyectos puntuales o con autores concretos, esto no hace que sean inaccesibles ni mucho menos, pero sí que en ocasiones sean algo alienantes y difíciles de seguir, lo curioso es que los tímidos (o no tan tímidos) intentos de revolución o de cambio chocan frontalmente con unos aficionados que en el fondo lo que quieren es leer “comics de superhéroes de toda la vida”.

Esto está claro que estanca la evolución de dos mundos que no podrán pasar nunca (de seguir así ) de un determinado punto, Batman siempre vencerá al Joker, y Spiderman siempre tendrá veintantos, aun así y pese a esta clara rémora, la cierto es que todavía se pueden encontrar en Marvel o DC comics muy interesantes que cuando menos cumplen su función principal, entretener, función esta que desde siempre ha sido menospreciada por parte de algunos sectores que consideran que cualquier forma de expresión artística ha de dar algo más que mero entretenimiento, y si bien es cierto que el comic como cualquier otra forma de expresión tiene múltiples obras que van más allá del mero entretenimiento, no lo es menos aquellos comics que buscan solo esto no tienen en si nada de malo, todo lo contario, me parece incluso una intención loable, el problema viene cuando ese entretenimiento se busca mediante la reiteración de las mismos métodos una y otra vez de forma machacona, porque ¿cuántos años puede una formula repetirse sin agotarse?, en Marvel y DC es obvio que piensan que hasta el infinito y más allá, y OMD es un claro ejemplo ya que en el fondo es un “back to basic”, concebido si, desde la desvergüenza y la falta del respeto con el lector, pero al fin y al cabo un mero y rutinario “retorno a las esencias”, tan habitual en ambos universos.

Entrando un poco en el fondo del asunto ¿quién tiene la culpa de esto?, ¿la editorial inmovilista e incapaz de probar cosas nuevas, o los lectores coleccionistas que pase lo que pase van a comprar tal o cual comic impedientemente de su calidad?, retomando el caso de Spiderman, antes de OMD era una colección que contaban con más de cienmil lectores mensuales, ahora rara vez pasa de sesentamil, es innegable que mucha gente ha abandonado el barco, pero también lo es que más o menos la mitad de los que había antes se han quedado, estamos por lo tanto ante los irreductibles, los que pase lo que pase compraran el comic, ¿son ellos responsables, o al menos corresponsables de la situación?.

El tema es más complicado de lo que parece, porque si bien es cierto que la editorial siempre juega con la baza del coleccionismo siendo consciente de que pase lo que pase un número x de personas siempre comprara sus comics, también debería saber que mantener una industria en torno a estos irreductibles, es poco menos que un suicidio comercial, por lo que personalmente tiendo a pensar que pese a todo, la culpa del estancamiento de muchos elementos en Marvel o DC pasa primero y sobre todo por el inmovilismo editorial, sigue por la presión de parte del fandom que realmente no quiere cambios y termina en unos autores que en no pocas ocasiones no están a la altura de las expectativas y que cuando lo están, o se marchan a contar sus propias historia, (paso totalmente lógico), o ven su trayectoria cortada por la necedad editorial, volviendo así al primer paso.

En fin, realmente pienso que nuestra responsabilidad como coleccionistas es importante, pero limitada, porque si al final el tema es que estamos dispuestos a comprar tal o cual comic (en mi caso Daredevil y la Patrulla X) independientemente de su calidad, es responsabilidad de la editorial que su calidad sea lo suficientemente alta como para que no se sostenga solo con la ventas de los irreductibles, ya que de ser así, al final incluso nosotros caeremos.

8 comentarios :

Ricky dijo...

A los lectores nadie nos quita nuestra parte de culpa. Ya no lo digo sólo por Spiderman (aunque es cierto que la gente se preguntaba cómo seguiría adelante el personaje sin identidad secreta) si no en general.

De hecho, en los pocos casos donde se cargan a un personaje concreto, o lo relevan, aplaudimos cuando vemos que nos lo traen de vuelta. Sirva de ejemplo la vuelta de Hal Jordan con Geoff Jhons, o la de Coloso con Whedon.

De hecho, cuando MJ "murió" en la etapa Mackie también hubo críticas.

JOSE dijo...

Creo que en parte tienes muucha razón. Pero yo que llevo comprando comics marvel desde forum, de los 8hasta los 29 que tengo,he visto de todo en mi serie favorita: los vengadores. Y es muy duro ver como destruyen algo que llevas mucho tiempo comprando, que lo vives y sientes a cada pagina que lees, y que de la noche a la mañana maten ese espiritu, los trasvistan, creen un equipo marqueting con el nombre de vengadores. Señores, creen una coleccion nueva y dejen a los vengadores en paz. O no se acuerdan del chasco de Liefeld??
Culpa la tenemos todos, pero como dice un amigo el mejor superpoder de un personaje de comics es tener muchos fans.

lord_pengallan dijo...

Estoy de acuerdo contigo Fer, el problema es más la simbiosis que se establece entre los editores y el fandom más fandom. Unos envían el mensaje de que da igual lo que les echen que ellos lo compran y los otros lo reciben y piensan, más vale pájaro en mano y no comerse la cabeza. Es un círculo vicioso del que va a ser muy difícil de salir.

Hiperion dijo...

Yo creo que lo que pasa es que a día de hoy se busca nada más que ventas y dar golpes de efecto que todo el mundo comente en la red.

Centrándome en Marvel, creo que durante su historia ha sabido combinar evolución con el respeto a los principios básicos de cada serie. Si observamos la serie Amazing Spider-man cada, que sé yo, 5 años, se puede ver que el personaje, su entorno, las situaciones, evolucionan, pero siguen unidas por un denominador común que es el que hace característico a Spiderman.
En el mundo mutante, Jean Grey sufrió un proceso que duró años, en el cual dejaba de ser la anodina Chica Maravillosa para pasar a ser una confundida Fénix que no entendía todo su potencial, una poderosas entida que salvaba el universo después, y una amenaza corrompida finalmente. Y todo ello respetando la esencia de la serie todos esos años.

¿Y ahora? Ahora (obviamente, generalizando, que hay casos y casos), los personajes cambian de la noche a la mañana. Algunos dicen que evolucionan. Yo creo que acostarse de una manera una noche y levantarse a la mañana siguiente como un personaje irreconocible no es evolución. Es simplemente adecuarse al ambiente que se respira en torno al crossover/evento de turno.

Yo apoyo el cambio... pero no como se hace ahora. Se supone que encontrarte un cambio implica tener detrás un camino que ha llevado a ello. Pero yo ese camino no lo veo.

En resumen, que creo que me he ido demasiado por las ramas, creo que se deben combinar ambas cosas. Ni volver al pasado y no avanzar NADA, como con el OMD, ni pasar de una cosa a otra traicionando años de historia, como con Desunidos.
Así, creo que todos estarían más contentos y las series serían más dinámicas.

soy leyenda dijo...

Es la eterna lucha entre Calidad y Ventas y es muy difícil que un personaje que venda mucho tenga la suficiente "calidad" para destacar por encima de la media. Es una de las razones por lo que suelo defender la etapa reciente de JMS en Spider-Man -sobre todo sus primeros números- porque hacer eso con un personaje como Peter Parker es mucho más difícil que con otros, como por ejemplo Nova, serie que me está gustando mucho últimamente.

fer1980 dijo...

Bueno Ricky sobre lo de la identidad de Spidey, nos hemos quedado sin saberlo, hubiera estado bien ver que salía de ahí.

Jose, tienes razón, sin duda el mejor superpoder de un personaje es el tener fans, pero claro también tiene sus cosas malas.

Lord, yo lo que veo es que solo con los coleccionistas esto peta, así que es resposabilidad de la editorial ir más alla.

Hiperion, si esta claro que una cosa es evolución y otra muy distinta cambiar a un persoaje para que se adapte a tu historia, pero vamos creo que cierto sector del fandom es totalmente inmovilista y ve cualquier cosa nueva como algo malo (por ejemplo me acuerdo la que se lío con el tema del origen de Spidey y JMS, cuando realmente no se estaba tocando lo esencial y si enriqueciendo al personaje).

Soy Leyenda, si, esta claro que hacer cosas nuevas con un icono es más dificil que con un persoanje secundario, pero como bien dices no es imposibles, y ahí esta el Spidey de JMS para demostrarlo.

Gloria dijo...

Si que es verdad que las "majors" son terriblemente conservadoras, incluso cuando DC se hizo con personajes de la Carlton (Blue Beetle, Captain Atom, The Question...), y Alan Moore quiso reutilizarlos para "Watchen", La DC decidió que, al fin y al cabo, igual le interesaba conservarlos como franquicia, así que Moore optó por crear personajes "inspirados en", cosa que, bien pensado, acabó beneficiando a "Watchmen" (y así pudimos tener a Blue Beetle haciendo el ganso en la JLA, ja, ja).

Hasta los elementos más "librepensadores" en estas casas son conscientes de ello. Brubaker, al hilo del retorno/resurreción de Foggy dijo algo así como que si jugabas con "juguetes" que no eran tuyos, mejor no "romperlos" (para que otros "niños" pudieran jugar con ellos). También podríamos recordar el caso de Ann Nocenti en Daredevil: depues de experimentar ampliamente con el personaje, en su última saga Nocenti optó por dejarle al siguiente guionista la casa arregladita, con Murdock de regreso en su territorio habitual y sus amigos de siempre.

Es obvio que cuando un personaje se convierte en un icono, una franquicia, y no es propiedad de sus creadores sino de una corporación, los autores tienen, por así decirlo, las manos atadas (a veces más, a veces menos), pero fastidiarle a un guionista los planes a largo plazo para un personaje por que la Casa de Turno mete al susodicho personaje en camisas de once varas en el macrocrossover anual me parece bastante negativo.

Culpa nuestra también, como lectores, claro, ja, ja.... Todos tenemos un tebeo y/o personaje que nos gusta por encima de todo, pero también creo que hay maneras y maneras de conservar los elementos clásicos de un personaje: compárese la manera en la que Brubaker manejó el (relativo) regreso al viejo Statu Quo de Daredevil tras la etapa Bendis, y el One More day ese... en el primer caso, el guionista se ingenia una historia que no insulta la inteligencia del lector, en el segundo caso... hum, que voy a decir que ya no sepais.

Pero si bien somos parte del problema, también podemos ser parte de la solución: seguramente hay series que seguiremos, ultracompletistas, contra viento y marea, pero también hay otras series con las que no somos tan sentimentales y que dejaremos de leer en cuanto nos dejen de motivar... El caso es aprovechar esos flujos de interés (y el hueco que dejan en el bolsillo, je) para dar una oportunidad a cosas nuevas. Yo en el último año y nuevo me he aficionado a cómics con los que no tenía ninguna conexión de "universo" como Fábulas, Invencible, Supernatural Law, Eagle o Detroit Metal City.

Mientras vayamos probando cosas nuevas y diferentes de tanto en tanto, no hay problema: el problema es cuando se es un Marvel, o DC o Mortadelo "Zombi" y no sales de ahí.

fer1980 dijo...

Muy lucido todo lo que señalas Gloria, esta claro que para las grandes los personajes estan por encima de todo, y claro eso a nivel creativo a veces trae problemas ya que te vuelve muy conservador, muy interesnte también lo de la comparación del DD de Bru con OMD, a ver, sin gustarme lo de Bru (que me sigue pareciendo un Deux ex Machina en toda regla), comparado con lo de OMD es una obra de arte.