miércoles, 12 de marzo de 2008

Héroe al Cuadrado de Keith Giffen, Jean Marc DeMaties y Joe Abraham.

¿Es posible mezclar los superhéroes con una comedia del palo los hermanos Farrelly y además hacerlo dignamente?, difícil respuesta, sin embargo si había alguien capacitado para intentarlo estos eran sin duda Keith Giffen y Jean Marc DeMatties, y es que ¿quién mejor que los responsables de convertir a la JLA en una comedia de situación y no solo salir vivos del intento, si no además conseguir crear un clásico atemporal?

Te llamas Milo, te encanta el cine y planeas convertirte en el nuevo Orson Weells, el problema es que eres un vago y un ególatra que solo piensa en si mismo y que pese a tener una novia que no te mereces (Stephie, capaz de aguatar tus diversas infidelidades, tu vagancia y tu egolatría y aún así seguir amándote y apoyándote) no eres capaz de valorar lo que ya posees pasándote la vida soñando con un destino por el que, sin embargo no estas dispuesto a luchar en absoluto, un día en mitad de tu desordenado y paupérrimo apartamento aparece como de la nada un musculado y colorido personaje, que vestido con el traje de tu personaje de comic favorito (el Capitán Valor), afirma ser tu versión de un universo alternativo, universo que para más inri ha sido destruido por su archivillana, Calígine que no es otra que la versión alternativa de Stephie tu novia en este mundo, y la suya en el suyo en un pasado que ya queda demasiado atrás.

Con este sugerente planteamiento se iniciaba Héroe al Cuadrado el nuevo proyecto del dúo Giffen-DeMatties, la obra, que llegó a su fin hace ya varios meses con el tercer tomo publicado por Norma, supone ante todo una hábil mezcla entre lo más característico del genero de superhéroes (mundos alternativos, frases grandilocuentes, héroes ingenuos e intachables, malvados villanos con una oscura y extraña relación con el héroe etc) con la mejor tradición de la comedia romántica (chico ama a chica, chico mete la pata, chico ha de recuperar el amor de su vida), todo mezclado con el habitual tono satírico del dúo Giffen-DeMatties (situaciones sacadas de contexto, diálogos absurdos a la par que brillantes, el origen del superhéroe acaecido en un baño público, etc) y amplificado por la excepcional labor del semidesconocido Joe Abraham el cual mezcla sabiamente su estilo caricaturesco y expresivo con una formidable capacidad narrativa.

Muchos son los temas de interés que uno puede encontrar en Héroe al Cuadrado, desde una perspectiva puramente superheroica (el héroe contra el villano, aunque con multitud de matices que hacen que las cosas no sean tan sencillas), pasando por una alegre comedia con diálogos chispeantes y situaciones tan absurdas como cómicas, sin embargo el elemento fundamental que hace que este comic sea especial es la peculiar relación entre sus cuatro protagonistas centrales, Stephie enamorada perdidamente de Milo por el enorme potencial que atisba en su interior, ve alcanzado gran parte de ese potencial en el Capitán Valor, figura que en cierta medida ejemplifica todo lo que Milo puede llegar a ser y no es en gran parte por su propia desidia, esto provoca que Milo se muestre permanentemente receloso ante Valor, del que continuamente se esta riendo en gran parte como mecanismo de defensa ante su propia inseguridad, por su parte Calígine, convertida en un monstruo deshumanizado por las acciones de Valor (lo que pone realmente en cuestión su posición como héroe) ve en Milo el chico del que se enamoro, ve una segunda oportunidad, y aunque ella misma se niegue a creerlo, en el fondo de su ser sabe que la redención es posible, Valor por otra parte aparece como una figura de cartón piedra un héroe incapaz de asumir sus errores (negando tener nada ver con la maldad de Calígine, aunque en el fondo se sabe responsable de ello) que cree tener siempre razón y que solo será consciente de sus errores cuando sin dudarlo vuelve a recurrir a la violencia (como siempre hace) cuando se ve amenazado, sin pararse a pensar en la repercusiones de sus acciones en un mundo que no tiene nada que ver con el suyo, teniendo como resultado la destrucción de gran parte de la ciudad y la muerte de personas que solo pasaban por allí (“esto…nunca ocurre así en mi mundo”, espeta un cariacontecido Valor al observar la destrucción que ha causado).

En definitiva Héroe al Cuadrado es ante todo un “cuadrado” amoroso, donde la búsqueda de la redención y de la propia identidad se tornan en temas fundamentales de una obra que se ve suavizada por los chispeantes e ingeniosos diálogos y lo absurdo de muchas situaciones que provocan desde la sonrisa cómplice hasta la sonora carcajada, tal vez no sea una obra completamente redonda (situaciones como la de la visita al psiquiatra por parte de los dos Milos daban mucho más de si), pero si se trata de un comic entretenido, autocontenido, muy bien dibujado y sobre todo con múltiples temas que invitan a la reflexión, no es el mejor trabajo de Giffen y DeMatties pero desde luego merece la pena echarle un vistazo.

En cuanto a la edición de Norma....bueno la verdad es que siguiendo las palabras de Lord, abundan demasiado las “ofertas” peligrosas, y es que los 3x2 (paga 3 llévate 2) o los 4x3, (paga 4 y llévate 3), abundan es demasía en una edición en formato prestigio que incluye algún extra interesante pero que en todo caso es demasiado cara.

7 comentarios :

lord_pengallan dijo...

Mira, no había caído en lo de Calígene. Tú análisis del pj me parece muy acertado, y yo no lo había visto. Ahora el cómic mola más.
Es un cómic interesante y diferente, que quizás hubiera estado mejor si no hubiera sido algo secundario para sus autores.
Esta bien, pero la edición Norma dificulta el disfrute por ser cara para lo que es.

fer1980 dijo...

La verdad es que creo que la obra gana bastante al ser algo cerrado, con una conclusión, creo que eso hace que sea mucho mejor comic, por lo demás si es una pena lo de Norma y más viendo que otras cosas no estan nada mal de precio, supongo que los derechos de esta serían más caros, no se.

Anónimo dijo...

Estoy de acuerdo, muy buena serie y muy cara. Aunque el apartado grafico podria mejorar.

Lo mismo que le pasa a Tranquility

Un saludo,
Mors

lord_pengallan dijo...

Bueno, a lo que me refiero cuando digo que podía haber estado mejor a que es una maxiserie irregular, hay números flojos incluso aburridos y otros espléndidos.
Lo del precio es complicado a priori no hay mucha expectativa de venta, pero haberla abaratado 2 euros habrían aumentado beneficios y ventas?
Esa es una pregunta que Norma parece que nunca va intentar responder

fer1980 dijo...

Mors, a mi el dibujo si me gusta, sobre Tranquility, como no me llaman tanto los autores y ante el precio de Norma he deicido pasar.

Lord, hombre si es irregular, pero el nivel medio creo que es alto, sobre lo del precio, no se si hubiera vendido mucho más, es complicado saberlo, pero creo que si que con un precio más ajustado habría llegado a más gente.

Jaime Sirvent dijo...

A mí precisamente lo que me echó para atrás fue el precio, a pesar de que los autores me llamaban la atención. Tal vez en el futuro llegue a mis manos, porque además parece bastante interesante por lo que cuentas en el post y también porque son dos grandes autores.

fer1980 dijo...

El tebeo esta muy bien, la verdad yo al principio también pase, luego vi una reseña en el blog de Lord, me llamo la atención, pille el primer tomo y me gusto, y así hasta el final.