miércoles, 23 de diciembre de 2015

Daredevil: La autobiografía de Matt Murdock.

Tras más de 50 números al frente del hombre sin miedo, en la que es ya sin duda una de las etapas más longevas de su historia, Mark Waid pone punto final a su estancia en Daredevil acompañado por el habitual Chris Samnee. Este tomo de Panini recopila los Daredevil Volumen 4 USA 11-18 más el especial 15.1.

Si de algo se podía acusar la primera fase de la larga etapa de Mark Waid era de falta de trascendencia, si eran cómics bien escritos, mejor dibujados y llenos de aventuras realmente entretenidas...pero apenas dejaban poso en el personaje más allá de un buen trabajo de caracterización. Tras la llegada de Samnee a los lápices la cosa cambio rápidamente: la enfermedad de Foggy, el “regreso” de Bullseye, la consolidación de la relación con Kirsten McDuffie o sobre todo la plena asunción del fin de su identidad secreta y su consiguiente marcha a San Francisco son hitos que quedaran para siempre en la historia del personaje y que en algunos casos han dado un vuelvo casi definitivo a su status quo más clásico.

Este último tomo no hace más que profundizar en esa idea de trascendencia, primero revelando el gran villano detrás de todo lo que ha pasado desde que el personaje llegase a San Francisco, villano al que Waid transmite una dimensión trágica que lo hace más relevante. Por otro lado mostrando el papel del Búho en todo esto, personaje que también llevaba revoloteando desde el principio de este cuarto volumen. Por ultimo y más importante, dando una (enésima) vuelta de tuerca a la relación entre Murdock y Kingpin, algo que sin duda traerá consecuencias y demostrando lo que DD esta dispuesto a hacer para proteger a su gente. Waid deja claro aquí que ha sabido meterse completamente en la cabeza del personaje, algo que por ejemplo Brubaker nunca consiguió.

Con estos ingredientes y acompañado por un Samnee en estado de gracia (con un cambio temporal de traje del personaje, en uno de los diseños más arriesgados e interesantes vistos en años), Waid construye una despedida por todo lo alto en el que pone totalmente contra las cuerdas al personaje a la vez que muestra los tremendos recursos de este para salir de situaciones en apariencia irresolubles. Consigue además un final relativamente cerrado que deja las cosas fáciles a sus sucesores, dejando atrás el llamado “reto Daredevil cuando Bendis o Brubaker dejaron sus etapas sin cerrar como “regalo” (¿envenenado?) al equipo creativo posterior. Como siempre desde que Waid es el guionista de la colección, esta tiene un marcado tono superheroico que lo aleja del tono noir más tradicional en el cómic desde la etapa Miller. Este tono superheroico le sienta genial el trabajo de Samnee que se luce una vez más con el manejo de los supersentidos del personaje, en especial el sentido del radar y que coreografía un potentísimo combate con Ikari (como me gusta el diseño de este personaje).

Resulta curioso constatar como, a pesar de los aires renovadores, Waid al final ha recurrido a los principales villanos cumbre que Miller potencio en la colección: Bullseye y Kingpin, apenas si le ha quedado por profundizar en La Mano, cuya presencia tal vez estaba demasiado “quemada” tras los acontecimientos de Shadowland. Bien es cierto que el guionista de Kingdom Come ha sabido llevar ambos personajes a su terreno, y en el caso de Bullseye hacer algo completamente diferente a lo que normalmente se espera de este personaje. Todo lo cual, viene a ser una muestra de lo que ha sido esta etapa: llevar al personaje por terrenos conocidos, pero aportando un enfoque, una visión que durante muchos años estuvo casi vedada en las historias del hombre sin miedo (desde Miller apenas si podemos contar la etapa Kesel-Kelly y la pequeña historia escrita por Bob Gale ya bajo el sello de Marvel Knights). En fin, un final más que digno para una etapa que ha quedado grabada con letras de oro en la historial del personaje y que deja un reto muy complicado, pero a la vez muy bonito, a sus sucesores: el prometedor equipo formado por Charles Soule y Ron Garney.

4 comentarios :

olhado_lh dijo...

Hola, voy bastante perdido recien empece a leer comics de Daredevil, voy por el volumen 4 de la etapa de Mark Waid. Me gustaria que me dijeras si vale la pena la proxima coleccion que va a editar Panini: Marvel Saga, con Marvel Knights Daredevil 1-8 en el primer volumen o si la tienes reseñada en este blog si fueras tan amable de indicarmelo.

Saludos!

Fer1980 dijo...

Hola gracias por comentar. El DD que va a editar Panini merece mucho la pena,el primer tomo es muy importante para la historia del personaje y en cuanto empiece la etapa Bendis/Malevv (no se si en en el 4º o 5º tomo) estarás ante una de las mejores etapas de la historia del personaje. Todo ese material lo tengo reseñado por en el blog en concreto lo del primer tomo esta aquí, aunque tiene spoilers sobre lo que pasa en el cómic.

Fer1980 dijo...

Perdón puse mal en enlace la reseña esta aquí.

olhado_lh dijo...

Gracias! Pues me lo ire comprando!