martes, 27 de noviembre de 2007

Martha Washington Saves the World, el Gran Hermano según Miller.

Culminando con la obras de Martha Washington publicadas en España le toca el turno ahora a Martha Washington Saves de World que continua y culmina los aspectos iniciados en la anterior parte.

“Claro que me preocupo, un programa de ordenador defectuoso con instintos sádicos e intenciones demoníacas esta intentado esclavizar a toda mente viva del planeta Tierra. Y nos ha tocado, a esta nave destartalada, a esta tripulación andrajosa y a esta capitana de nave espacial inexperta encontrar una forma de detenerla y salvar el mundo”,  palabras de Martha Washington en la última pagina del número dos de la miniserie, y que sin duda resume y captan a la perfección el “de que va” Martha Washington Saves the World.

Concebida inicialmente como una miniserie de tres números, Martha Washington Saves the World, supone la culminación de todo lo que se venía narrando desde Give Me Liberty, estando a su vez más alejada de esta que su predecesora Goes to The War,. Todo atisbo de reflexión política desaparece en una obra donde uno de los elementos clave de multitud de obras de ciencia-ficción toma protagonismo, una maquina (en este caso un programa informático) se revela contra la humanidad y trata de tomar su control “por su propio bien”, solo Martha Washington y un puñado de aliados podrán hacer frente a tal situación.

Si al final de Goes to the War, la situación de la Tierra parecía utópica, con la caída del corrupto gobierno de los USA y con la llegada de nuevas ideas dispuestas a salvar el mundo, Saves the World muestra la falsedad de la utopía y como esta es controlada artificialmente por un Gran Hermano incapaz en este caso de frenar la independencia y rebeldía de Martha (“nunca más volveré a obedecer ordenes” decía en Goes to the War).  Una Martha que de nuevo aparece como figura central de una trama bastante simplista, muy lejos de los matices que obras de este tipo suelen tener y que además se resuelve con un deux exmachina (nunca mejor dicho en este caso) en toda regla, que hace pensar que Miller no tenía realmente gran cosa que contar. Aun y pese a esto hay varios elementos destacados en Saves de World, sobre todo destaca el discurso ideológico que Miller transmite, un discurso muy presente en gran parte de su obra, un discurso que se basa en la defensa del individualismo, en la creencia de que el ser humano como individuo puede marcar realmente la diferencia y que las utopías son solo meros sueños inalcanzables al ser el hombre en esencia un animal de conflictos, que solo evoluciona y progresa a base de estos. Destaca también Saves the World por su clara perspectiva religiosa, algo muy frecuente en la obra de Miller, pero que en este caso se torna más evidente que nunca, con un programa informático que se cree Dios, y un Dios que desea volver a ver a sus criaturas. Tal vez por ser más evidente la vertiente religiosa de la obra es menos intensa que en otras y en todo caso demasiado obvia restando fuerza aun tema que podía haber resultado muy interesante, (el hombre como creador de Dios) y sobre el que Miller apenas pasa de puntillas.

Si argumentalmente la obra deja bastante que desear pese planteamientos e ideas más que interesantes, desde un punto de vista artístico la situación es totalmente inversa, Gibbons realiza un trabajo excepcional, el mejor de todas las partes, y es que si bien en Saves the World, no vemos esa suciedad y decadencia que tan bien quedaba en Give Me Liberty, si esta muy lejos de la frialdad que en ocasiones trasmitía Goes to the War, y es que Saves the World, esta plagada de espectaculares splash-page donde la Tierra, Saturno o gigantescas naves espaciales y estaciones orbitales adornan una obra impresionante desde un punto de vista visual algo no muy común en un autor normalmente más sobrio que espectacular.

Sin embargo con Saves the World no quedan ni mucho menos completas las aventuras de Martha Washington, quedan todavía Martha Washington Stranded in Space, y Happy Birthday Martha Washington, dos one-shots, que si mis datos no me fallan están inéditos en España, con la reciente salida en los USA de Martha Washington Dies (que ahora si se antoja como culminación de la saga) tal vez Norma se anime a recopilarlos todos en un bonito tomo (esperar otra cosa con Norma es un imposible) que complete la saga de Martha Washington en nuestro país

2 comentarios :

DrEiK dijo...

Estaría perfecto que Norma terminase de editar toda la serie de Martha Washington porque así todo aquel que se compre los dos únicos que hay por el momento podrá completar la colección.

Me encantaría que editasen por la editorial que fuese Big Guy And Rusty The Boy Robot y Robocop VS. Terminator ya que también tienen una pinta estupenda.

fer1980 dijo...

El Big Guy parece que va a caer pronto, sobre Martha, la verdad es que estaría bien que publicasen un tomillo, con el final y los dos especiales que quedan inéditos.