martes, 18 de julio de 2006

Marvel: De mediados de los 70 a finales de los 80.

Esta etapa en la historia Marvel que abarcaría a grandes rasgos desde 1977 más o menos , hasta 1990-91, es para mi la mejor en la historia de la editorial ,con etapas clásicas en multitud de personajes que han pasado a la historia.

Esta etapa si por algo esta marcada es por la polémica figura de Jim Shooter, su labor al frente de Marvel, con una política un tanto dictatorial le llevo a tener múltiples roces con algunos de los más grades artistas de la época, pero fue clave en la modernización de la misma, sería durante su mandato durante el cual se producirían (o en su defecto consolidarían) algunas de las mejores obras de la editorial.

Pese a esto es necesario también considerar que gran parte los éxitos de la época (el Daredevil de Miller, los X-Men de Claremont y Byrne o el Thor de Simonson) se tratan en general de series que atravesaban por momentos muy malos de ventas estando algunas al borde de la cancelación lo que facilitó sin duda la labor de los artistas al frente de las mismas.

El inicio de esta era dorada de Marvel esta vinculado al enorme éxito de la Nueva Patrulla X, la cual de ser un titulo desahuciado paso a convertirse en la estrella de la casa (superando a cierto amistoso vecino arácnido), tras un más que oportuno relanzamiento en Giant Size X-Men 1, de la mano de Len Wein y Dave Cokrum, sin embargo no seria este el equipo creativo que llevaría a los mutantes a la cumbre, si no que seria el compuesto por John Byrne y sobre todo Chris Claremont (el cual tras la marcha de Byrne mantendría el nivel de la serie), y es que sagas como de Fénix Oscura (en la que Shooter jugo un papel clave), la de Proteo, o Días del pasado y del futuro, la fama de la serie estaba más que justificada. No seria sin embargo esta la única serie, de inmensa calidad en esta época que nos ocupa, y es que el Daredevil de Miller, no solo marcaría un antes y un después en la historia del personaje, si no que la haría en la historia de la propia industria, dando a conocer un talento que llegaría a ser de los más grandes.

Por otro lado series “clásicas” de la casa, como Thor o los 4 Fantásticos, disfrutaría de magnificas etapas, el primero de la mano de Walter Simonson autor de la (probablemente) mejor etapa de la historia del personaje, un Thor mítico grandioso, más dios que nunca en una Asgard, majestuosa y con unas historias épicas que harían de Thor un emblema de la Casa de las ideas, por su parte Los 4 Fantásticos, disfrutaron también de unos años que recordaron a la mejor época de Lee-Kirby, de la mano de un Byrne al frente en esta ocasión tanto de los guiones como de los dibujos. Spiderman tampoco les iría a la zaga ya que tras unos años un poco flojos, la llegada de Roger Stern a los guiones y la figura de Romita Jr a los lápices, con la (inconclusa durante muchos años) Saga del Duende. Pondría esta etapa al lado de las clásicas Lee-Ditko, Lee-Romita y Conway-Romita-Kane, de la mano también de Stern llegaría una magnifica etapa en Los Vengadores con John Buscema a los lápices, y con sagas míticas como la de Los Señores del Mal.

Es en estos años cuando la editorial obtiene alguno de los más grandes éxitos de su historia hasta ese momento, las Secret Wars, guionizadas por el propio Shooter, y que partiendo de una campaña de marketing de una juguetera, permitió desarrollar a la editorial una de las sagas más famosas de su historia, que aunque un tanto vacía de contenido, se convirtió en todo un fenómeno comercial, tuvo una segunda parte también de la mano de Shooter, que no estuvo a la altura ni en ventas ni en calidad, y eso que la primera no andaba sobrada de ella.

Se trata por lo tanto de unos años magníficos en la historia de Marvel, no exentos sin embargo de sombras, tanto en lo relacionado con los derechos de autor y las polémicas con Kirby y la devolución de sus originales, o los enfrentamientos de Shooter con autores como Wolfman o Byrne que llevarían a estos a trabajar casi en exclusiva durante varios años con la Distinguida Competencia, estos enfrentamientos y el fracaso de experimento patrocinado por Shooter, llamado Nuevo Universo, unido a otras circunstancias que superna los limites de este post, llevo al despido de este al altura de 1987.

A partir de esa fecha se puede dar casi por concluida esta Edad de Oro, que sin embargo prolongare hasta el fin de la estancia de Claremont en los X-Men, y es que esto (tras quince años al frente del destino de los mutantes más famosos del mundo) supuso el fin de toda una era, y el inicio de una de las más oscuras etapas de la historia de Marvel a la altura de los años 90, sobre la que hablare de forma somera en un próximo post.

4 comentarios :

Ternin dijo...

La época de los ochenta es quizás, la que nostálgicamente me ha afectado más: El Spiderman de Stern, los Apha Flight de Byrne, DD de Miller, las Secret Wars. Espero de una vez por todas se haga una buena reedición de todo ese material ochentero para los tipos de más de 25 que vivieron esa época. Muy buen post.

P.D: Da gusto leerte, Fer1980. Sigue así.

Anónimo dijo...

Esa es mi epoca, los 80, y a mi me gustan mas las Secret Wars que las Crisis, a lo mejor es porque me interesan mas los personajes...

Mors dijo...

el anonimo soy yo que no controlo

Hiperion dijo...

No podría estar más de acuerdo. Esa época fue el esplendor de Marvel, con un universo totalmente cohesionado y con historias de gran calidad.